SERIF

LO QUE POCO NOMBRAN EN EL DISTRITO MILITAR: SERÉ OBJETOR DE CONCIENCIA 1/2

Lo que poco nombran en el Distrito Militar: Seré Objetor de Conciencia 1/2

11 de Febrero del 2017

Ilustración por: Maria Triana Monroy 
Ni prestar servicio ni pagar para no hacerlo, les relataremos la aventura de ser Objetor de Conciencia.




Desde que era un niño y supe que por ser hombre tendría que prestar Servicio Militar, veía aterradora la idea de crecer. Le temía a manejar armas, que mi presencia fuera una figura de violencia y someterme al regimen militar me helaba la carne. Esa idea de experiencia iba en contradicción con lo que creía y queria ser, de hecho algunos de mis familiares lo veían como una opción para reformar la coducta de los muchachos, lo cual es ridiculo y sinedo sinceros, perder un año de mi vida en algo que no me apasiona era lo que mas temía. Pero ¿qué es El servicio militar en Colombia? Es un deber que se tiene como ciudadano y cuya obligatoriedad se expresa en la  Ley 48 De 1993. En esta se dice que “todo varón colombiano está obligado a definir su situación militar a partir de la fecha en que cumpla su mayoría de edad” y se presenta a modo de retribución con el Estado por los servicios y derechos prestados y garantizados, es decir, por su seguridad, la excelente educación y el ejemplar sistema de salud público colombiano, entre otros (risas pregrabadas).


Cuando fui al batallón militar a la charla de instrucción (ya que a diferencia de nosotros los del colegio distrital, los militares, ellos tan atentos y queridos, no visitaron nuestra institución como lo hicieron en los colegios privados de mis amigos), esperé hasta el último momento a que nombraran la objeción de conciencia como causa de esxención militar, pero como lo suponía, obviaron hacerlo, siendo una obligación informar a los chicos sobre la solicitud según la Corte Constitucional. Yo sin vergüenza, les pedí más información respecto al tema que nunca tocaron y el conferencista, disimulando su leve incomodidad, y con aire sereno me recomienda que a la salida hable con un tal coronel para que me respondiera especificamente mi inquietud. Como a los padres y estudiantes les parecio sospechosa la actitud, no demoraon en reclamar respuesta para todos y el hombre amplió la invitación que me hizo para todos los que tuvieran dudas. Tal coronel nunca apareció y nos hicieron esperar 20 minutos para una respuesta vaga y poco detallada del procedimiento en boca del mismo conferencista: que gracias, que chao y que es difícil pero sin embargo esta en su derecho.  


¿Qué es la Objeción de Conciencia?


Así que en busca de información di con Acción Colectiva de Objetores de Conciencia (ACOOC), una organización que ya lleva 7 años asesorando y promoviendo a los objetores de conciencia, combatiendo y haciendo veeduria de las vatidas ilegales en Bogotá. Es un hecho inspirador,  ACOOC es una iniciativa que comenzó con la alianza de pequeños colectivos de la ciudad de Bogotá y hoy ya cuentan con planta física, un festivial musical que se realiza cada año llamado Festival Anti Mili y una red de abogados y pedagogos dispuestos a trabajar. Según el portal de ACOOC, la Objeción de  conciencia es “el derecho que tenemos los individuos de no acatar, rechazar o rehusarnos a mandatos que entran en contradicción con nuestras creencias por considerarlas contrarias a nuestra conciencia". Desobediencia civil pura, pelados. Este recurso  ya fue reconocido tanto por la ONU, como por la Corte Constitucional (porque sí, ellos pueden ser sensatos de vez en cuando).


¿Pero si sirve?


Si bien no siempre fue así. Después de la Sentencia T-455 de 2014 de la Corte Constitucional, la posición antipática ante los objetores de conciencia cambió y en esta se les reconoce su derecho a ejercer la objeción, amparando la solicitud bajo la investidura de derecho de petición, por lo cual debe ser respondida en un plazo máximo de 15 días hábiles por las autoridades administrativas, entre ellas,las encargadas de la incorporación y reclutamiento. ¿Qué quiere decir esto? Que ya no pasará lo que sucedía antes, es decir, que se pasaban las solicitudes por la galleta dilantandolas por meses o años. Actualmente en Colombia hay objetores de conciencia.






Ilustración por: Yhon Rodríguez.


¿Cómo hacer la solicitud de objeción de conciencia?



1.Hacer una declaraciónindividual: Aquí expresaráw el por qué objetarás el prestar el servicio militar obligatorio. Para esta declaración no hay ningún formato ni léxico establecido, la conciencia no tiene formato.

2.Hacer el derecho de petición: Este es el mecanismo legal por el cual se pide la defensa de este derecho. Tu declaración individual es usada cómo material probatorio de que se es Objetor porque ese documento da razón de tu conciencia. Por eso la declaración debe ser individual. Para realizar el derecho de petición puedes solicitar la ayuda y acompañamiento de ACOOC.

3.Se han de esperar los 15 días hábiles para que den respuesta y resuelvan tu situación militar. Sí la respuesta no se dio, se puede redactar una tutéla que debe ser respondida en el mismo plazo.

Sencilllo.


En conclusión, existen formas de retribuir al estado y a la sociedad los servicios prestados porque aunque este no sea un excelente país, creo en el trabajo en función del serivicio, en la misma medida no desprecio el trabajo que hacen los policias y militares de nuestro país, mi crítica va a la abolición de la obligatoriedad del servicio militar, este ha de ser una elección propia de cada ciudadano. Si es por contribuir, contribuir podemos hacerlo por medio del arte, la cultura, el serivico ambiental e incluso se habla de un serivico para el post-conflicto. Es importante mencionar que dado el contexto actual del país, el serivico militar obligatorio no demora en caerse. Y abogar para que las filas se abonen de carne nueva o se inyecte mas dinero a la guerra y defensa de la nación, es un hecho que se está quedando sin argumentos para subsistir ¡es tiempo del post-conflicto, jóvenes, es nuestro tiempo! Queridos peces,  la objeción de conciencia es una manifestación política, úsela, hasta usted señorita tambien lo puede hacer ya que es su derecho declararse publicamente objetora y ser reconocida como tal, ya vio lo sencillo que es. Cómo última recomendación, haremos caer en cuenta de algo que seguramente se resolverá por sentido común, pero no sobra: el trámite de esta solicitud ha de hacerla usted, en su bella autonomía, apropiándose de su posición como ciudadano. El trabajo de ACOOC no es resolverle su situación militar, sino brindarle acompañamiento y asesoría, ¿todo claro?


En nuestra segunda entrega de este artículo les contaré como se resuelve mi situación militar, si es tan fácil como espero que sea y les relataré la historia con sus por menores del trámite. Por el momento si desea interponer una solicitud, ya tiene las herramientas e información necesaria para hacerlo. Si se considera un Objetor de Conciencia anímese a manifestarse.  Y no se pierda las venturas y desventuras de un objetor de conciencia en Colombia, no se despegue de su canal, y gracias por sintonizarnos.


 


Agradecimientos para Alejandro y Nicolás de ACOOC por recibirnos y explicarnos con la mayor precisión y experiencia posible.

Julian Alejandro Morales Umbacía